•  

Consejos

1 – MIDA SU PIE
2 – CALZADO DE BEBÉ
3 – CALZAR A SU HIJO
4 – ANDAR TACONES
5 – MANTENER SU CALZADO
6 – BIENESTAR PARA SUS PIES

 

1 ENCONTRAR SU TALLA DE ZAPATO

ETAPA 1: MIDA SU PIE

Quédese en calcetines, preferiblemente contra la pared, y deslice una hoja de papel bajo su pie. Asegúrese de que el talón esté bien apoyado contra la pared y de que el pie esté plano sobre la hoja. Trace una línea delante del dedo más largo y otra detrás del talón. Mida la distancia en cm entre las dos líneas.

ETAPA 2: ENCUENTRE SU TALLA DE ZAPATO

Con ayuda del cuadro siguiente podrá determinar, de un modo preciso, su talla. Si su resultado se encuentra entre 2 medidas, le recomendamos escoger la talla superior.

Talla Mujer

Medir (cm)Talla
22,3 35
23 36
23,6 37
24,3 38
25 39
25,6 40
26,3 41
27 42
27,6 43
28,3 44
29 45
29,6 46
30,3 47
31 48
31,6 49
32,3 50

Talla Hombre

Medir (cm)Talla
25 39
25,6 40
26,3 41
27 42
27,6 43
28,3 44
29 45
29,6 46
30,3 47
31 48
31,6 49
32,3 50

Talla Niños y niñas

Medir (cm)Talla
9,6 16
10,3 17
11 18
11,6 19
12,3 20
13 21
13,6 22
14,3 23
15 24
15,6 25
16,3 26
17 27
17,6 28
18,3 29
19 30
19,6 31
20,3 32
21 33
21,6 34
22,3 35
23 36
23,6 37
24,3 38
25 39

 

2 - CALZADO DE BEBÉ

Con una media de longitud de pie al nacer de unos 7,5 cm, su bebé pasará de la talla 12 a la 24 en 3 años. Tendrá por tanto que comprar zapatos nuevos con regularidad, cada tres o cuatro meses de media. Para que estén perfectamente cómodos con sus zapatos, es esencial tener la medida exacta de su pie. Puede consultar el capítulo anterior para obtener su talla. Cuando la suela interior es amovible, puede optar por sacarla del zapato y compararla con el pie de su bebé.

Antes de los primeros pasos del bebé no es aconsejable ponerle calzado rígido. 
Para un mejor desarrollo, se aconseja dejar a su hijo descalzo o con calzado flexible. Entonces, ¿para cuándo su primer par de zapatos verdadero? La pregunta del primer par de zapatos para su bebé debe planteársela en el momento en que su hijo se lance a andar solo, o si su bebé permanece de pie al menos la mitad del día.

Para asegurarse de que los zapatos tienen la talla correcta presione la parte delantera del zapato de su bebé: debe haber espacio entre el zapato y el pie. Un par demasiado pequeño, o demasiado grande, será incómodo y doloroso para su bebé. Pero no es fácil poner unos zapatos a un bebé... Aquí tiene varios consejos para facilitarle la tarea:

  • Siente a su hijo en sus rodillas, de espaldas a usted.
  • Coja su tobillo con una mano.
  • Abra al máximo el zapato (cordones, lengüeta abierta...)
  • Sujete el zapato con la otra mano, con un movimiento circular de arriba hacia abajo, manteniendo sujeto siempre el tobillo del bebé.
  • Sostenga firmemente los dos lados del zapato y tire hacia usted para ajustar perfectamente el pie al fondo del zapato.
  • Ajuste el cordón y átelo bien: es importante que el pie esté lo más sujeto posible. Una buena sujeción del pie es esencial para el desarrollo muscular y la formación del arco plantar.

El bebé ya está listo para vivir nuevas aventuras con total tranquilidad, perfectamente sujeto en sus zapatos...

Atención, no utilizar zapatos de segunda mano, el niño anterior habrá dejado su huella y lo habrá deformado a su manera.

Para sus pequeños Chaussea le ofrece tres gamas "Primeros pasos" para bebé, perfectas para el aprendizaje: DEMON BABY para ella, P'TIT DOUDOU para él y JUST CUIR ENFANT. Las suelas de los zapatos Chaussea no quitan libertad de movimientos y permiten a los dedos moverse a su manera. ¡Su bebé ya estará bien calzado!

 

3 - CALZAR A SU HIJO

El pie de su hijo crece rápido. Desde los 3 años, alrededor de 1 a 2 tallas por año. Para que estén perfectamente cómodos con sus zapatos, es esencial tener la medida exacta de su pie. Puede consultar el capítulo anterior para obtener su talla. También puede controlar la talla colocando directamente el pie de su hijo sobre la suela exterior del zapato, juntando los talones. Debe quedar un margen mínimo de 1,5 cm entre la punta del pie y la de la suela.

Además, un niño no sabe expresar bien si está cómodo en sus zapatos, ya que su esqueleto aún es débil y sólo sentirá un pequeño dolor si sus zapatos le están demasiado pequeños. Es por esto que hay que prestar atención y examinar regularmente los zapatos que lleva.

Un calzado demasiado corto o estrecho comprime y daña el pie. Los dedos no se mueven libremente. El niño se cae con frecuencia. Le hará ver su malestar rechazando categóricamente llevar esos zapatos...

Un zapato demasiado largo o ancho no sujeta el pie correctamente. Se desliza en el interior y se calienta. El niño coordina mal sus movimientos y se cae.

El pie de un niño debe estar bien sujeto, pero no demasiado apretado, por sus zapatos. Para asegurarse de que se trata de la talla correcta, se debe poder pasar un dedo entre el talón de su hijo y el zapato. Este espacio tiene en cuenta el crecimiento y sus movimientos al andar.

4 - LLEVAR TACONES

Llevar zapatos de tacón es, ante todo, una cuestión de costumbre y comodidad. Los tacones son un símbolo femenino muy fuerte. Afinan la silueta, haciéndola más elegante y esbelta. La mayoría de veces las mujeres prefieren andar sobre tacones anchos de 3 o 4 cm de alto, que aseguren un mayor equilibrio, que con tacones más finos porque, todo hay que decirlo, llevar tacones supone a veces un desafío.

¿CÓMO ANDAR BIEN CON TACONES?

Primero hay que entrenar en pequeños trayectos, yendo a alguna tienda cercana o en casa. Esto le permitirá adaptarse a sus zapatos para estar más cómoda con ellos, acostumbrar su pie a la curvatura y su equilibrio a la altura. Así se sentirá más segura de sí misma cuando salga. Para andar bien con tacones hay que caminar con un ligero contoneo.

¿QUÉ ALTURA DE TACÓN ELEGIR?

Si tiene tendencia a sufrir dolores de espalda, elija zapatos con un tacón de 2 cm como mínimo, mejor que zapatos planos. Más allá de los 9 cm el pie estará demasiado curvo y podría caerse, si no está acostumbrada. La altura más cómoda es de unos 5 o 6 cm. Lo que cuenta es la estabilidad. Al probarlos su pie no debe temblar. Sus rodillas no deben doblarse demasiado, para evitar el dolor.

Si no suele llevar tacones y normalmente lleva zapatillas o bailarinas, sepa que andar exclusivamente con modelos demasiado planos no es aconsejable para su espalda. Evite pasar del zapato plano a los tacones de 10 cm, sobre todo si no tiene experiencia. Elija mejor un tacón de un máximo de 6 cm y con cuña, que serán más estables y fáciles de llevar.

Si es una enamorada de los tacones de aguja, dese el gusto de llevar los tacones vertiginosos de nuestra colección LAETITIA IZARO o déjese seducir por uno de los modelos de la marca LONG SLIM EFFET by CHAUSSEA, modelos especialmente concebidos para dar a su pierna un nuevo toque de elegancia y sensualidad. Lleve también un par de zapatos bajos de recambio, por si aparece el cansancio al final de la jornada o tras una velada... Finalmente no olvide que, para estar cómoda con sus zapatos de tacón, debe alternar tacón bajo y tacón alto para cuidar de sus articulaciones y su espalda.

¿QUÉ TACÓN ELEGIR PARA CADA SILUETA?

  • Si usted es más bien redonda: Elija tacones altos que afinarán su silueta. Además, andar con tacones desarrollará sus músculos sin que se dé cuenta.
  • Si usted es más bien pequeña: Por supuesto los tacones le harán ganar centímetros. Elija, sin embargo, zapatos cómodos tipo cuñas con suela fina o incluso babies de tacón cuadrado.
  • Si usted es más bien grande: No necesita subirse a unos zancos, sobre todo si no se siente cómoda. Decídase por unos zapatos de tacón fino de 6 cm.
  • Si usted es más bien delgada: Para usted todo está permitido. ¡Sólo tiene que elegir!

 

5 - MANTENER SU CALZADO

Su calzado sufre a diario agresiones externas (lluvia, nieve, manchas, contaminación...) Para que sus zapatos se conserven brillantes y como nuevos, aquí tiene varios consejos de mantenimiento:

Antes de aplicar cualquier producto es importante limpiar sus zapatos con un paño o un cepillo suave. Recuerde también quitar los cordones antes de comenzar a limpiar sus zapatos. Es la mejor manera de limpiar bien la lengüeta y evitar manchar los cordones.

CUERO
El cuero merece todo su cuidado, porque es frágil: una exposición demasiado larga a la lluvia o la nieve lo debilitan, el calor lo seca y el sol lo decolora. Además, es un material que continúa evolucionando con el tiempo: puede cambiar su pátina y aparecer marcas.
Cuero liso: utilice una crema o cera de color adecuado. Deje que la cera penetre durante varios minutos y frote con un paño suave. Seguidamente utilice un spray protector e impermeabilizante.
Cuero graso: utilice grasa especial.
Charol: nada de cera, utilice SOLO un producto específico.

NOBUK Y ANTE

Limpie y quite el polvo de sus zapatos con ayuda de un cepillo, o una goma especial, y vaporice un spray incoloro protector e impermeabilizante. De vez en cuando utilice un spray de color adecuado al tono, para devolver a su calzado su brillo original.

OTROS

Zapatos con barniz: aplique un poco de aceite de cocina con un paño o reutilice sus toallitas desmaquillantes: ¡es mágico, brilla!

Sintético: quitar el polvo y pasar una esponja. Impermeabilizar si es necesario

Textil: lave con agua y jabón de Marsella. Seguidamente utilice un spray protector e impermeabilizante. No utilice su lavadora para limpiar sus zapatos de tela (salvo si sus zapatos indican en la etiqueta "lavable a máquina"). Aunque sea a baja temperatura, el material puede perder su forma y la suela puede despegarse.
Zapatillas de deporte: tela, cuero, sintético, materiales solos o combinados: cepillar con agua jabonosa (jabón de Marsella). Recuerde aplicar un spray protector e impermeabilizante sobre las partes textiles y, sobre las partes de cuero o sintéticas, una cera incolora y frote con un paño suave.

Para conservar mejor la forma de sus zapatos y preservarlos de deformaciones, se aconseja utilizar hormas. Si no puede utilizar hormas (para los zapatos de tiras, por ejemplo), rellene la punta del zapato con papel de periódico o tela. No guarde jamás, ni deje secar, los zapatos junto a una fuente de calor directa: eso los dañaría.

Desde hace casi un siglo, KIWI está especializado en el mantenimiento del calzado: ¡encuentre en Chaussea toda la gama de productos de este especialista del mantenimiento y preste a sus zapatos toda la atención que merecen!

 

6 - BIENESTAR PARA SUS PIES

Un par de zapatos nuevo puede resultar, a veces, una verdadera tortura. No lo tome a la ligera. ? Un mal par de zapatos puede suponer dolor de pies, por supuesto, pero también de tobillos, vértebras y rodillas. Es por esto que es muy importante saber calzarse, utilizar la talla y forma correctas.

Es indispensable probarlos.

Probarse un par de zapatos es primordial para su comodidad y para decidir una compra. Le recomendamos que siempre pruebe sus zapatos de pie, porque su pie se alarga cuando camina. Además, cálcese siempre los dos pies para probar los zapatos, porque todos tenemos un pie ligeramente más grande que el otro.

Compra inteligente

Los zapatos de punta pueden hacer sufrir a sus dedos si no tienen espacio suficiente. Con sus nuevos zapatos, la parte trasera del pie está libre y su tacón puede rozar con la suela, provocando callosidades. ¿Cuándo llevar tacones?, ¡esto dependerá de su destreza!

Lo ideal es encontrar un equilibrio entre el estilo y la comodidad, para que se encuentre cómoda y elegante con sus zapatos.

Suelas malignas

Formidables aliadas en los años 2000, las plantillas se han convertido en indispensables. Siempre discretas, le permitirán remediar problemas de zapatos demasiado grandes, garantizar una comodidad óptima al caminar, mantener sus pies agradablemente secos y sin olores, conservar sus pies al calor o al frío según su deseo y sujetar el arco plantar si permanece de pie durante mucho tiempo, absorber los golpes... ¡un método sencillo y rápido de mimar sus pies en cualquier momento!

¡Para un rendimiento garantizado a diario, las plantillas se colocan en los zapatos secos y limpios. ¡Recuerde retirarlas cada noche! ¡Encuentre en Chaussea toda la gama de plantillas KIWI, especialista en el mantenimiento de sus zapatos, y prestar a sus pies toda la atención que merecen!

Pies mimados

Pies pesados, cansados, doloridos... nuestros pies sufren a diario un ritmo de vida intensivo. Da igual la estación o la moda, ¡siempre debe cuidar sus pies!

Aquí tiene algunos consejos para disfrutar al máximo de la comodidad y belleza de sus pies:

- No se corte las uñas con un cortaúñas, utilice tijeras de punta recta.

- Para suavizar la piel del talón, escoja una lima dulce y utilícela con delicadeza, a ser posible a diario. Puede acompañar estos cuidados con un exfoliante y masajear sus pies con una crema nutritiva para pies secos o normales. Además de hidratarse, ¡estará totalmente relajada!

- Después de la ducha, séquese entre los dedos para evitar la aparición de hongos.

- ¡Nada mejor que un buen baño para descansar unos pies fatigados tras una dura jornada de trabajo o de tiendas! Dese un baño de pies con agua tibia (¡nunca caliente!) y añada algo de sal de Guérande o jabón blanco, acompañado de aceites esenciales relajantes. ¡Si lo hace de 2 a 3 veces por semana, conseguirá suavizar la piel, relajará la tensión y le permitirá aunar cuidado y bienestar!

- Por último, masajee sus pies con aceite esencial relajante para el cuerpo. Coloque sus pulgares en paralelo y comience desde el talón para llegar a los dedos, efectuando una rotación. Finalice masajeando cada dedo individualmente.

¡Ya está, usted está descansada y siente que puede volar!

Señoras y señoritas, para terminar este apartado de belleza sólo nos falta el toque final para embellecer sus pies: el esmalte de uñas. Ahora que las uñas de sus pies están cortas y limpias, ¡cualquier color está permitido! Es momento de dejarse llevar por su creatividad y excentricidad, en función de sus gustos y sus conjuntos. Para optimizar el esmalte, le aconsejamos pulir la parte superior de las uñas con un bloque pulidor. Para hacerlo más fácil, puede utilizar un separador de dedos. Después aplique el esmalte de base, su esmalte y una capa protectora.

Y no olvide que en Chaussea encontrará una amplia gama de zapatos de gran comodidad con la etiqueta CONFORT FLEX, así como en la gama SANÉFEET, que le garantizará unos pies sanos y serenos.